lunes, julio 23, 2007

Los informáticos somos tontos

Andaba yo que me andaba sin saber si hablar o no de eso de en España faltan programadores y al final veo que lo tendré que hacer. Resulta que parece que hemos retrocedido casi una década, al año de nuestro señor de 1998, cuando yo empecé la carrera. Entonces España iba a necesitar nosécuántosmil informáticos y, claro, estudiar dicha carrera era Jauja porque antes de terminar ya tenías un contrato del copón y un montón de monsergas. Yo estudié mis 4 años y cuando terminé estaba en el paro. En ese tiempo, los nosécuántosmil informáticos que se habían necesitado se habían ido supliendo con los que iban saliendo (que eran cada vez más), con físicos, telecos y cualquier cosa que pudiera parecérsele medianamente a un informático...

Y aunque yo tuve suerte y al mes ya tenía trabajo, algunos de mis compañeros tardaron 1 año o más en encontrarlo. ¿Pero no se nos rifaban? Ya, eso era hace 4 años, pero qué mala suerte que no han sabido/querido esperarnos a nosotros sin esos nosecuántosmil informáticos. Pero el mensaje caló: Estudiar informática era Jauja. Alguno de mis compañeros seguía subido a la parra. Pero esa soberbia no justifica por sí misma una situación, a mi juicio, desesperante para los informáticos. Quizá esto lo haga más.
Parece mentira que nadie lo reconozca públicamente. Este es un negocio de trileros, de timadores profesionales con traje y maletín. Vivimos bajo el "reino del terror" de los comerciales. ¿Qué comercial conoceis que sepa remotamente de lo que habla cuando vende un proyecto a un cliente? Ninguno. Lo que hacen es decir que sí a todo lo que diga el cliente, ofertar plazos y precios mas ajustados que la competencia y a cobrar la comisión
(...)
(No me imagino a un comercial de la BMW orgulloso por haber vendido un M3 en 10.000€ y encima pidiendo comisión)
(Fuente: Los salarios en el sector)
Y estoy totalmente de acuerdo. La informática es un negocio que está en manos de gente que ni sabe ni le importa, su único interés es la pasta y que funcione. Y sería muy lícito si al menos se hiciera caso a la gente que sabe. Pero no es así. Sin ir más lejos, recientemente nos han puesto mala cara a nosotros por pedir un entorno de pruebas para un proyecto. Total, ¿para qué?

Nadie valora la informática porque somos tontos. Hay que decirlo más. Como eres informático, conéctame la impresora, y mírame porqué no me funciona el puto Güor, y hazme noséqué y quítame ese virus que no sé cómo ha podido entrar pero si yo sólo abro todo lo que me mandan. Y ante tanto friki, pasó lo que tenía que pasar. A día de hoy cualquier gilipollas con un cursillo de 2 semanas es informático. ¿Sabes manejar DreamWeaver? Programador. Lo acabo de decir: un amigo mío, que no es gilipollas (aunque eso sea secundario), estuvo trabajando de programador 6 meses tras haber estudiado geografía, no tener ni idea de informática pero haber hecho un cursillo de DreamWeaver de 2 semanas. Literal. ¿Y los informáticos? ¿Sabían DreamWeaver, eh, sabían DreamWeaver? También reconozco que podría ser peor: podíamos seguir con FrontPage.

Y como cualquier gilipollas es informático, la consecuencia es evidente. El gobierno nos quita el título porque, total, ser informático es fácil, sólo tienes que apagar y encender. Si sólo fuera eso, o al menos pagaran como es debido... En cualquier caso, lo que ha terminado de convencerme para soltar este puto rollo es el post de Luther sobre la convocatoria de una huelga de conocimiento y ver un comentario como éste:
Yo sigo pensando que lo que os jode a los informaticos, es que un matemático, fisico etc etc puede ser un perfecto programador
Yo lo repito, somos tontos. Hay que decirlo más. No más Pringao HowTo.

Etiquetas: , , , ,

10 Comentarios:

Anonymous Troxer ha dicho...

Yo tengo una quemada encima que no te quiero ni contar. En la USAL tienes una única opción: 3 años de carrera + 1 año de proyecto + 2 años de carrera (superior) + otro proyecto.

Pero eso sí, luego tengo que aguantar que payasos de telecos e industriales me digan que sus carreras son más difíciles. E incluso que idiotas de física con un cursillo de programación se crean que programan mejor.

Es un desastre y cada día vamos a peor.

8:56 a. m.  
Blogger Lek ha dicho...

Ya he visto en el post de Luther ya...

9:21 a. m.  
Anonymous Keiboll ha dicho...

Puff...no sabía que estuviera tan mal la situación, sinceramente. ¿En serio van a quitar el título de informático? Me parece muy fuerte... Es que por lo que leo veo que a los directivos no les importa cuánto sepas de informática, sino en cuánto tiempo puedes terminar el proyecto para que ganen dinero...
Estaba pensando en qué sera de todos los que van a empezar la carrera de informática o que quieren estudiarla, qué futuro les depara...

11:19 a. m.  
Anonymous Inagotable ha dicho...

Sí que lo somos sí. Pero es como lo comentan por aquí, los hombres de negocio no quieren saber qué título tienes, quieren a alguien que se amolde a lo que tienen montado y que cumpla con los tiempos previstos.

4:06 a. m.  
Blogger Lek ha dicho...

Los que empiecen ahora, Keiboll, lo tienen relativamente crudo, porque empiezan una carrera que no saben si va a existir cuando terminen...

De todas formas, el título que van a quitar es el de ingeniero, no el de informático... para que además de poder putearte, no puedas quejarte.

9:12 a. m.  
Blogger El �em�n� ha dicho...

Un título no influye en la calidad del trabajo de un programador, incluso algún autodidacta podría superar en calidad de código a un titulado, depende también de como sea el individuo, eso si, el título tiene mucho que ver y suele ser seña de la calidad del programador.

Las causas de que se infravalore el trabajo de un programador son principalmente el intrusismo, como bien se dice por ahí, el copy-paste y el desconocimiento general de la materia, ya no tanto de personal ajeno al ámbito del programador, sino del propio ámbito en el que desempeña su trabajo.

La idea de que un programador tan solo pica código es mayoritariamente errónea, el perfil medio de programador (con experiencia) es más de analista-programador que de programador y en muchas ocasiones se convierte también en técnico de sistemas. A los programadores se les exige en muchas ocasiones ser 4x4 de altas prestaciones, que normalmente deriva en confusiones y acuses de responsabilidades.

Los intermediarios. En todas las empresas hay intermediarios, me refiero, entre departamento y departamento. La ignorancia, por desgracia, abunda y en común es inversamente proporcional a la situación del programador. Conozco a muy pocos jefes de proyecto competentes y de analistas prefiero no hablar y con esto no quiero decir que el jefe de proyecto deba ser programador ni saber como se programa en un lenguaje determinado y el analista tampoco. El problema no es que existan los intermediarios, no se hagan malas interpretaciones, el problema es que no es la calidad del código no depende directamente del programador, sino de la información que aporten los mandos intermedios, incluyendo a los susodichos Jefes de proyecto y analistas. Surge habitualmente el sprint de última hora (y no me refiero a scrum, precisamente) para cumplir fechas de entrega de un proyecto, porque "alguien" en la cadena obvió un dato importante que afecta irremediablemente al producto final.

Lo importante es cuanto se gana con un proyecto, no como, ni quien, por tanto, hay un error común en las políticas de gestión de proyectos de las empresas, mantienen la formula de más proyectos en el mismo tiempo es más dinero, sin tener en cuenta las consecuencias. Interesa tener un alto volumen de proyectos y cerrarlos cuanto antes. Todo esto afecta a la calidad del código y a la "salud" del programador, que se va quemando poco a poco, abandona forzadamente la calidad de su código para aumentar la productividad y que la empresa esté contenta.

Cuando algo falla el programador no puede expresarse en términos técnicos, ya que el mando intermedio se ve infravalorado y no puede participar, entonces se deriva el tema hacia cualquier otra cosa sin importancia, como decía Fuckowski, hacia cajas de huevos y múltiples paranoias.

No es de interés valorar al programador... "hay muchos", su trabajo no es material, visible y no es cuantificable, no es fácil de medir y menos por alguien que no tiene ni puta idea de programación.

Todo esto demuestra que en España todavía queda mucho por aprender respecto a lo que en tecnología se refiere y que abundan las empresas grandes en aspiraciones y pequeñas en actos y pensamientos. No se aplican métodos ágiles, no hay estrategias de trabajo en grupo, no se organiza el trabajo adecuadamente y el que paga por todo casi siempre es el mismo, el pilar de todo producto de software, al primero que despiden, al último eslabón de la famosa cadena piramidal horizontal que adoptan las empresas en éste país y que objetivamente debería estar a la par del resto de los eslabones.

Hablo, por supuesto en términos generales.

3:40 p. m.  
Blogger Luther Blissett ha dicho...

Ole Ole y Ole...

9:03 p. m.  
Blogger JaviWoll ha dicho...

Pozí, pero mientras se siga oyendo eso de "es que a mí me gusta mi trabajo", pos bueno, allá vosotros, yo siempre he trabajado por pasta y si me gusta programar no por ello voy a ser el tonto que haga rico al gerente de turno con su corbatita que se pasa el día de paseo en coche y luego se te presenta diciendo que hay que entregar el proyecto el lunes, porque ha dado su palabra. Yo se lo clavé: "El fin de semana tengo que jugar a tenis, así que no vengo". ¿Qué te van a hacer? Ten por seguro que no te van a echar, porque ellos no tienen ni puta idea de como se hace el proyecto y por lo tanto, después de una bronca para quedarse descansado, unos días después se bajará los pantalones y te dirá "hombre, no me sigas mirando mal, ahora las cosas están más tranquilas".
P.D. No sé de donde eres, pero en Barcelona en 1998, se rifaban a cualquier programador de medio pelo... (yo en el 99 estuve en 3 empresas, en la del medio viví la experiencia del gerente encorbatado, cuando le dije que me iba a otra empresa por poco se pone de rodillas...).

9:53 p. m.  
Blogger Lek ha dicho...

Yo soy de Santander, lo que siempre significará más problemas que en Barcelona o Madrid (o Londres, como fue un compañero mío)...

Y de momento tampoco he tenido que ir fines de semana :)

2:17 p. m.  
Anonymous Fran ha dicho...

Totalmente cierto, yo estoy terminando Ing. Técnica de Gestión y cada día veo más crudo mi futuro, ya que ni el modelo europeo ha conseguido arreglar el asunto legal de nuestra carrera, creo que hasta hemos empeorado.

10:35 p. m.  

Publicar un comentario

<< Principal